Tel. 93 414 25 55 - C/ Balmes, 310 1º - 2ª Barcelona info@institutotrius.com

La otoplastia es una cirugía facial muy común tanto en niños como en adultos, que corrige las orejas que llaman la atención, ya sea  por su tamaño (desproporcionadas) o por su forma (despegadas, asimétricas etc…)

Para realizar este tipo de cirugía, que suele durar unas dos horas aproximadamente, utilizamos anestesia local y algo de sedación, aunque es totalmente indolora. El procedimiento es sencillo ya que tan solo se hace una pequeña incisión por detrás de la oreja, de manera que tras la intervención la cicatriz no se verá. Tan sólo dejaremos un vendaje.

El postoperatorio es muy sencillo: en primer lugar al día siguiente hay que realizar una cura en la consulta y cambiar el vendaje por otro nuevo más pequeño con una cinta elástica de pelo ancha que tendrás que llevar al menos dos semanas.Tres días después se hará una nueva cura y ya entonces es posible lavarse la cabeza. Algunos puntos se empiezan a retirar 8 días después de la intervención, si bien los puntos finales no se retirarán hasta los 12-15 días.

A partir de que se han retirado completamente los puntos ya podrás dejar de utilizar la cinta durante el día, si bien continuarás llevándola por las noches durante 1 mes más o menos. Cabe destacar que durante los 15 días posteriores a la cirugía no se pueden hacer esfuerzos ni ejercicio físico fuerte, ni deportes de contacto  (Kick Boxing, boxeo etc….) durante un mes.

La otoplastia es una cirugía sencilla y no dolorosa cuyos resultados son muy buenos lo cual hace que en muchos casos el paciente (niños y adultos), no solamente esté contento a nivel físico sino sobretodo a nivel psicológico, ya que aumenta su autoestima y mejora la confianza en sí mismo.