Tel. 93 414 25 55 - C/ Balmes, 310 1º - 2ª Barcelona info@institutotrius.com

Lobuloplastia – Cirugía de los lóbulos

La lobuloplastia o cirugía de los lóbulos de las orejas corrige las deformaciones de esta zona como el agrandamiento del orificio o de la rasgadura definitiva del lóbulo de la oreja, generalmente causado por el uso constante de pendientes muy pesados o por tirones involuntarios de los mismos. Estos defectos llevan a la pérdida constante de pendientes o incluso la imposibilidad de llevarlos. También con el paso del tiempo los lóbulos de las orejas pueden alargarse y agrandarse perdiendo la forma.

Procedimiento

Se trata de una pequeña intervención de tipo ambulatorio, es decir sin necesidad de hospitalización ya que se realiza con anestesia local. Suele tener una duración de 40 minutos aproximadamente porque es una intervención sencilla pero meticulosa.

No se trata únicamente de dar un punto para cerrar el agujero. Para que se cierre realmente hay que acruentar los bordes del agujero para que cicatrice correctamente. Afrontar bien los bordes para que no quede umbilicado y suturar por delante y por detrás del lóbulo. Se deja una pequeña cura a modo de tirita.

Postoperatorio

Como en cualquier intervención quirúrgica, por pequeña que sea, se deben evitar los esfuerzos durante un par de días, aunque puede hacer su vida normal si ésta no implica esfuerzo físico.

Los puntos se retiran a los 8 días aproximadamente. A los 15 días de la corrección se podrá realizar el nuevo orificio para el pendiente. Es importante que cuando se realice este orificio lleve un pendiente de un metal noble (oro preferentemente) que se pueda someter al alcohol (evitar las perlas) y que sea pequeño, ya que no se lo quitará hasta pasados otros 15 días.

Share This