Tel. 93 414 25 55 - C/ Balmes, 310 1º - 2ª Barcelona info@institutotrius.com

Ácido hialurónico  no reticulado

El ácido hialurónico es un componente básico de la matriz extracelular, es decir del tejido que sostiene a las células. Se encarga de trasfundir o “alimentar” a las células de vitaminas, agua y oligoelementos necesarios para su correcto funcionamiento.

Con los años, las agresiones solares, el tabaco y malos hábitos higiénicos, el Acido hialurónico de la piel se va perdiendo, dejando una piel poco lustrosa y reseca. Consecuentemente aparecen arrugas y flacidez.

La reposición del ácido hialurónico directamente en las capas superficiales de la piel, rehidrata el tejido volviéndolo más turgente y mejorando el buen funcionamiento de las células.

Al no estar reticulado, el ácido hialurónico únicamente hidrata la piel sin producir sensación de relleno.

 

 

Share This